Cargando...
Ir a sección

Barbacoas: cocción directa e indirecta

No existe más diferencia entre usar cocción directa o indirecta con una barbacoa que entre usar sartén u horno en la cocina: en el primer caso, el producto se elabora rápidamente y en contacto con el fuego, mientras que en el segundo caso lo hace de forma progresiva y uniforme.

¿Cómo cocinar de forma directa?

Las recomendaciones para la cocción directa son las verduras, los embutidos, las carnes que normalmente prepararíamos a la plancha, las gambas, las sardinas... En general, todo lo que no tarde más de 25 minutos en estar preparado.

Con una barbacoa de carbón

Repartimos las briquetas uniformemente por toda la parrilla bajo los alimentos, a los que les damos la vuelta una vez, mientras quedan tapados para preservar el calor y conservar los aromas.

Con una barbacoa de gas/eléctrica

En este tipo de barbacoas, basta con colocar el producto sobre la fuente de calor, regular la temperatura correctamente, y dejar que la ciencia de la grasa actúe y dé sabor.

¿Cómo cocinar de forma indirecta?

Los productos perfectos para este tipo de cocción son las aves enteras (pollo asado, pavo...), los pescados que suelen prepararse al horno o incluso algunos postres que necesiten calor. Al cocinarse sin contacto directo con el fuego, sino con el aire, el resultado es que no quedan partes más hechas que otras.

Con una barbacoa de carbón

Las briquetas se colocan en los lados de la cuba, y la rejilla sobre ellas. Basta con colocar el alimento sobre la rejilla, con una bandeja para conservar las grasas o los jugos, controlar los sistemas de ventilación (que entre y salga por el lado directamente opuesto), taparlo, y esperar un poco para disfrutar.

Con una barbacoa de gas/eléctrica

Primer paso: se encienden los quemadores delanteros y posteriores, se colocan los alimentos en el centro. Segundo paso: se disfruta de los aperitivos y las bebidas mientras se prepara este plato. En el caso de las barbacoas eléctricas, se fija la temperatura al mínimo, se coloca el alimento en el centro, ¡y vamos directos al segundo paso!


Otros artículos interesantes

El huerto urbano conquista los rascacielos

miércoles, 30 de mayo de 2012

Los mercados de hoy cada vez venden productos menos naturales, modificados para que aguanten los largos transportes desde el lugar de producción hasta el lugar de venta, lo cual sacrifica su sabor y su contenido nutricional; y todo esto por...

Cómo cultivar Remolachas en nuestro huerto

martes, 12 de noviembre de 2013

La remolacha roja y de raíz esférica, es la más conocida, pero no la única, ya que existen otras variedades que pueden ser blancas, amarillas o de raíz alargada. Suele crecer de forma fácil al sol, en suelos...

¿Cómo mejorar mi sustrato?

miércoles, 13 de febrero de 2013

El suelo es el medio fundamental que va a determinar el éxito o no de nuestro cultivo. Además de ser su soporte, de él va a captar el agua, el oxígeno y las sustancias minerales que van a proporcionarle un adecuado crecimiento. A menudo, las...

Las herramientas más importantes del huerto (Parte 1)

martes, 5 de agosto de 2014

Antes de empezar un huerto es importante saber qué tipo de herramientas necesitamos: esta elección depende de la superficie que tengamos y los vegetales que vayamos a plantar. En Planeta Huerto te explicamos cuáles son los utensilios...

Descubre Nuestro Catálogo