Cargando...
Ver productos

El huerto en 1m2 Grandes descuentos en los mejores productos para tu huerto urbano

Volver
  • Tu carrito 0 productos
  • Total productos 0,00 €
  • Gastos de envío 0,00 €
  • Total 0,00 €
Ir a sección

Preparación de la tierra: el laboreo

El laboreo consiste en las acciones mecánicas destinadas a conseguir las condiciones  óptimas para el desarrollo de las plantas.

Un aspecto desaconsejado en agricultura ecológica es el volteo de los perfiles del suelo, es decir, el enterramiento en profundidad de las capas superiores, donde se concentra la fertilidad del suelo.

El suelo es aconsejable trabajarlo con un nivel de humedad óptimo. Si está muy seco, resultará difícil y pesado, además, dejará la tierra muy desmenuzada, con agregados muy finos. Pero si se trabaja con exceso de humedad, puede ser incluso peor, pues la tierra se cementa y al secarse queda dura y compactada.

Consejos para un laboreo correcto:

  • No remover la tierra por rutina, supone un trabajo y gasto evitable.
  • Conservar los perfiles del suelo, evitando su volteo y la mezcla de horizontes. Procuraremos no incorporar en profundidad la materia orgánica fresca, como restos de cosechas, compost, etc.
  • Realizar el laboreo en la altura cierta, en función de lo que deseemos conseguir.
  • Optar por abono verde (Ver artículo: Abonos verdes, fertilizantes naturales), de esta forma, estimulamos el laboreo natural que hacen las raíces y los organismos vivos del suelo.
  • Evitar la compactación del terreno con maquinaria pesada. Si el suelo está muy compactado, recurrir al subsolado.

Lo más importante es que todas las labores que realicemos tengan como objetivo final la mejora de las condiciones de la tierra y el mantenimiento de la fertilidad, consiguiendo así el mejor desarrollo de las plantas cultivadas.

Otros artículos interesantes

El tomate: un cultivo complejo

lunes, 29 de agosto de 2011

Quizás el cultivo del tomate, perteneciente a la familia de las solanáceas (pimiento, berenjena, patata) sea el más popular en el huerto urbano por ser de consumo habitual (20 kg por persona al año). Sin embargo, y contrario a lo que ocurre...

Fisiopatías, diagnóstico de profesionales

martes, 6 de septiembre de 2011

La primera regla de todo hortelano que se precie es que ante cualquier problema, antes de actuar hay que investigar la causa. En el caso de las enfermedades relacionadas con plagas, resulta relativamente sencillo identificar el agente infeccioso,...

Los Frutos y sus agentes de crecimiento

martes, 3 de septiembre de 2013

El fruto, la recompensa al trabajo dedicado, no es más que el crecimiento y desarrollo de la parte de la flor que recubre la semilla, una vez ésta se ha formado para protegerla y asegurar su posible...

Cómo tratar plagas y enfermedades

martes, 6 de septiembre de 2011

Un huerto urbano en casa sólo tiene sentido si lo desarrollamos de una forma ecológica. Como se ha mencionado en otros artículos, los objetivos fundamentales de este tipo de huertos deben ser la puesta en práctica de una experiencia de...

Descubre Nuestro Catálogo