Cargando...
Ir a sección

Qué es la xerojardinería

La xerojardinería es planificar un jardín bajo el criterio de realizar un uso racional del agua. Para ello, en este tipo de jardines, no predominarán las grandes extensiones de césped y no abundarán las flores o plantas exóticas que requieran mucha agua. Es una forma de tener un jardín diferente, agradable y al mismo tiempo ahorrando agua.

En los xerojardines también predominan los colores y los contrastes, solo que usamos otros elementos decorativos para ello.

Qué elementos utilizar

Si nos hemos decidido por este tipo de jardines, en nuestro espacio tomarán importancia los diferentes tipos de pavimentos y suelos. Entre ellos destacamos:

  • Cantos rodados: nos sirven para delimitar zonas al mismo tiempo que retienen la humedad del terreno.
  • Cortezas de pino: preservan a las especies y conservan la humedad.
  • Arena de albero: este tipo de tierra hace que con su vivo color resalten las plantas que lo rodean.
  • Gravas decorativas: con ellas haremos originales diseños y preservarán la humedad.

Además, optaremos por diseñar con rocas, formando llamativas rocallas, que harán que no tengamos que usar tantas especies vegetales.

Qué plantar

En cuanto a las plantas, optaremos siempre que podamos por plantas autóctonas que estén adaptadas al clima de nuestra zona. Igualmente, usaremos plantas con pocas necesidades hídricas, como los cactus o la palmera. Entre los cactus podrás encontrar gran variedad de formas y ahorrarás agua y trabajo, pues apenas necesitan cuidados.

Un libro muy interesante que nos habla sobre la xerojardinería es Jardinería casi sin agua. Xerojardinería, aquí se describe detalladamente en qué consiste esta técnica, las especies más adecuadas y todo lo necesario para tener un bonito xerojardín.

En Planeta Huerto pensamos que es una buena opción si no se tiene mucho tiempo para el cuidado del jardín, pues apenas requiere trabajo. Además, ahorraremos agua!


Otros artículos interesantes

3 consejos muy útiles para tu huerto

martes, 2 de agosto de 2016

Conforme nuestras hortalizas vayan creciendo y desarrollándose, aprenderemos cuáles son sus necesidades específicas y aprenderemos de sus similitudes. Así, veremos que las solanáceas más cultivadas (tomates, pimientos y...

Siembra directa e indirecta: optimiza tu huerto

martes, 29 de julio de 2014

Según lo que queramos plantar, podremos utilizar una o varias técnicas para sembrar nuestras semillas. Para elegir eficazmente una de ellas, tendremos en cuenta el terreno que tengamos disponible y el tamaño de la...

El huerto urbano en mesas de cultivo y sustrato

lunes, 5 de septiembre de 2011

Cultivar en casa, en un espacio sin tierra (balcones, terrazas o patios), tiene algunas diferencias respecto al cultivo tradicional. La no disposición de suelo nos obliga al uso de recipientes, que alberguen nuestros cultivos, y de sustratos...

La importancia del abonado

martes, 6 de septiembre de 2011

Las plantas obtienen del aire el oxígeno, hidrógeno y carbono, y del suelo y del agua su alimento, así como otros elementos. Sin embargo, cuando cultivamos, el equilibrio del suelo se altera, ya que la velocidad a la que la planta consume y acaba...

Descubre Nuestro Catálogo